Isabel Jiménez

“Poder esculpir un rostro con unos rasgos determinados, y ser capaz de  transformarlo o simplemente sacarle partido, jugando con todo lo que te ofrece el maquillaje, es simplemente maravilloso”.

¿Cómo inició tu pasión por el maquillaje?
Me gustaba mucho dibujar y pintar desde que era muy pequeñita, y decidí estudiar Bellas Artes. Simplemente un día cambié el lienzo por el cuerpo humano y empecé a hacer Body-paintings en plan hobbie, mientras profesionalmente me dedicaba al mundo de la postproducción en publicidad. Con el paso de los años me apetecía renovarme y pensé que podía hacer de mi hobby mi verdadera profesión. Así que empecé a formarme como maquilladora y caracterizadora y ahí descubrí un mundo mucho más apasionante de lo que yo pensaba inicialmente. Poder esculpir un rostro con unos rasgos determinados, y ser capaz de  transformarlo o simplemente sacarle partido, jugando con todo lo que te ofrece el maquillaje, es simplemente maravilloso.

– ¿Cuáles fueron tus primeros pasos y tus primeros trabajos?
Comencé haciendo prácticas con la escuela de maquillaje en un programa de televisión donde teníamos que maquillar al presentador y a los colaboradores, que venían con muy poquito tiempo de antelación, en un tiempo récord. El primer día creía que no podría, pero con el tiempo adquirí confianza y destreza y esas prácticas me dieron unas tablas increíbles. Después he seguido trabajando mucho en TV, Publicidad, moda, y por supuesto, cuando llega la temporada me encanta maquillar a novias. Tengo mucha suerte de poder disfrutar del maquillaje en todas sus variantes.

– ¿En qué te fijas primero para decidir cómo vas a maquillar a una persona?
Primero en sus rasgos, obviamente, y enseguida detecto qué partes resaltar y qué partes corregir. Pero para mí es muy importante entablar un buen contacto con la persona, tener buena comunicación con ella y conectar con su esencia para elaborar un maquillaje acorde con su personalidad y estilo. Esto es fundamental sobre todo cuando maquillo a novias. Lo ideal es conseguir que ese día estén radiantes siendo ellas mismas, sin que se sientan disfrazadas.

“Para mí el aspecto exterior refleja tu estado interior”.

-¿Hay algún mito sobre el maquillaje con el que no estás de acuerdo?
Hay muchos con los que no estoy de acuerdo, pero sobre todo hay un concepto mal entendido del maquillaje como algo superficial, o como algo tramposo, y yo creo todo lo contrario. Para mí el aspecto exterior refleja tu estado interior. El hecho de corregirte unas ojeras, o marcarte la mirada o incluso maquillarte los labios de rojo dice muchísimo de una persona. Hay una frase que me gusta mucho que dice: la belleza no es más que el reflejo de un corazón valiente, y es que cuando una mujer se siente bien y se maquilla, está teniendo el valor de decir “esta soy yo y no tengo miedo a mostrarlo”. Esto no tiene nada de tramposo ni de superficial.

-¿Qué opinas de las tendencias y el maquillaje?
Para mí es como con la moda. Ya puede ser tendencia llevar pantalones pirata, que si a mi no me sientan bien por mi figura, nunca los voy a llevar. Pues con el maquillaje lo mismo. Se pueden llevar mucho unos labios oscuros, por ejemplo, pero si veo que me envejecen o que endurecen demasiado mis rasgos nunca me los voy a maquillar así. Está bien seguir las tendencias y estar al día, pero siempre teniendo en cuenta que te favorezca, y que no juegue en tu contra. Volvemos al mismo concepto de que tu aspecto exterior siempre tiene que ir acorde con lo que tu eres, es la mejor manera de sacarte partido.

“lo más importante, es una buena hidratante tanto para la piel como para los labios”.

-¿Hasta qué punto tus maquillajes reflejan tu personalidad?
Yo diría que mis maquillajes reflejan la personalidad de la persona a la que maquillo, o por lo menos esa es siempre mi intención. Es verdad que yo soy una persona que piensa que menos es más y no me gustan los excesos, y supongo que inevitablemente  esta característica se refleja en mis maquillajes. Pero la protagonista aquí es la persona a la que maquillas, no el maquillaje en sí.

-¿Qué productos no deben faltar en nuestro neceser?
Algo imprescindible es la máscara de pestañas. Solo con eso ya te puede cambiar la cara y la gente no percibe que vayas maquillada. Un colorete natural que de vida a las mejillas también me parece básico, y luego ya, depende del rostro, un buen corrector de ojeras es fundamental para ciertas personas. Pero lo más importante, es una buena hidratante tanto para la piel como para los labios.

¿Nos puedes dar algún truco para que el maquillaje nos dure más en un evento?
El truco es siempre matizar con polvo cualquier producto graso que te hayas aplicado. La base de maquillaje siempre hay que sellarla con unos polvos traslúcidos y las sombras de ojos, si son en crema, también habría que matizarla con sombra en polvo o sino, con los mismos polvos traslúcidos con los que matizas el rostro. En cuanto a los labios, es importante aplicar el color  primero con un lápiz perfilador, pero no solo para perfilarlo, hay que extenderlo por todo el labio, y luego aplicas el labial del mismo tono por encima.
Hay que tener cuidado con cieros productos como algunas prebases o ampollas Flash que te prometen fijar el maquillaje y hacerlo duradero y con el paso del tiempo lo que hacen es cuartearlo. Si no estás segura del producto que utilizas, lo mejor es una buena hidratación con tu crema habitual y no aplicar nada más.

“la tendencia es un maquillaje muy potente en consonancia con el empoderamiento de la mujer”

-¿Qué errores solemos cometer cuando nos maquillamos de cara a una boda?
Bueno, el más común es el exceso. Para mi, como te he dicho antes, menos es más, y muchas veces, cuando te maquillas en exceso estás marcando aún más los defectos en vez de corregirlos, y además te envejece. Luego, más concretamente, un error común es llevar una base que no corresponde con tu tono de piel. Y otra cosa que es importante y nos olvidamos siempre es de maquillar las cejas. Son el marco de los ojos y muchas veces las descuidamos haciendo un flaco favor a nuestra mirada.

-Tendencias pv2019
En el 2019 volvemos a los tonos de sombra marrones, pero con un toque metalizado para iluminar la mirada. Cobra también mucho protagonismo el eyeliner bien definido. Y para terminar, los clásicos labios rojos. Como ves, la tendencia es un maquillaje muy potente en consonancia con el empoderamiento de la mujer que estamos viviendo en esta última época.

Colaboradores:
Fotografo: Miguel Serna
Desde 2013 comprometido con el amor y la belleza.
Conoce más sobre él y su trabajo en: www.miguelserna.com
Marcas:
@brendazarofficial

Un comentario en "Isabel Jiménez"

  1. Paloma dice:

    Me encanta esta chica,súper natural y muy estilosa.
    Me han encantado sus consejos de maquillaje

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *